EL CABALLO DE MADARA DEL SIGLO VII d.C.

EL Caballo de Madara
EL Caballo de Madara

El caballo de Madara es un bajorrelieve medieval tallado en una roca escarpada cerca del actual pueblo de Madara en el noreste de Bulgaria. Es el único relieve rocoso de Europa de principios de la Edad Media y ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Es monumento histórico, tallado en el siglo VIII d.C. sobre una roca vertical a una altura de 23 m. El relieve representa a un gobernante triunfante y hoy en día se lo percibe como un símbolo del poder del Primer Estado búlgaro. Los detalles determinan la datación y apoyan la tesis más reconocida sobre el origen protobúlgaro del relieve, conectando la imagen con Khan / Khan Tervel (701 – 721).

EL Caballo de Madara
EL Caballo de Madara

Representa a un caballo, un león, un perro, un águila e inscripciones en griego. Se mueve hacia la derecha, casi en tamaño natural y con una prenda exterior hasta las rodillas. Con su mano izquierda sostiene las riendas del caballo que monta, y con su mano derecha lanza una lanza corta al león caído debajo de las patas delanteras del caballo. Detrás de la espalda del jinete hay una silla de respaldo alto del tipo del Cáucaso Oriental. La pierna derecha del jinete está metida en un estribo y lleva un estuche de arco en su espalda. Se ve una bandera en la lanza clavada en el león, y detrás del caballo hay un perro de caza corriendo.

Fortaleza de Madara
Fortaleza de Madara

FORTALEZA DE MADARA

Fortaleza de Madara
Fortaleza de Madara

A la derecha, sobre el nivel de la cabeza del caballo, hay un águila con las alas extendidas. La composición, que simboliza la victoria sobre el enemigo, recuerda las escenas triunfantes de la escultura en relieve del este iraní y las antiguas tradiciones artísticas de un jinete tracio. El bajorrelieve está asociado con el gran complejo de culto creado por Omurtag en la terraza bajo las rocas, que incluye un santuario, templos, palacios y edificios residenciales, y otros edificios . Al pie de las rocas hay una gran cueva llamada «Cueva de las Ninfas», donde en la antigüedad los tracios adoraban a sus dioses. Una escalera de piedra con 386 escalones sube a la meseta de Madara.

Conduce a la fortaleza de Madara. Duró hasta 1386 (o 1388), cuando fue conquistada por los otomanos. La reserva arqueológica tiene horario de verano de 8:00 a 19:00 y de invierno de 8:00 a 16:00 h. Al sitio bajo el bajorrelieve se accede por una escalera de casi 100 metros. Se coloca un sello que certifica la visita en el sitio turístico, almacenado en la cabaña «Caballo de Madara». Se recomienda zapatos cómodos tipo CMP Rigel, una Songwin 35L Ultra Ligera para llevar suficiente agua y una buena cámara de fotos tipo Sony DSC-HX350 para tener unas magnificas vacaciones en Bulgaria..Para más información aquí.

El “Caballo de Madara”
El “Caballo de Madara”

Hoteles mejor valorados cerca de Madara


Lugares bonitos para visitar


ESQUIAR Y DISFRUTAR EN BANSKO

PROCEDIMIENTOS Y SPA EN PAVEL BANYA

PAISAJE DEL PARAÍSO